Rayk Wieland y “Sugiero que nos besemos”, una nueva apuesta en la novela histórica.
 Rayk Wieland y “Sugiero que nos besemos”,

una nueva apuesta en la novela histórica.

 

 

 

Sobre el libro:

 

Hay muchos relatos acerca de la caída del muro de Berlín, pero el que describe Rayk Wieland en “Sugiero que nos besemos” es de los pocos que recogen un estado de ánimo distinto a la efervescencia que tan repetidamente vimos en televisión. W, el personaje central de la novela está en un bar de mala muerte y cuando escucha que se ha abierto un boquete en el muro- y por tanto está libre el paso para trasladarse al lado occidental, no comunista- no está dispuesto “a sacrificar cigarro, trago y dignidad”. Algo de melancolía y escepticismo le llevan a preguntarse si era necesario atravesar la puerta por el simple hecho de que esta se había abierto. Entonces opta por tomarse otro Cuba Libre. Fumar, callar, beber y esperar a ver qué pasa.

W ha recordado los hechos sucedidos 20 años atrás, a raíz de una curiosa carta de la Asociación de poetas clandestinos desconocidos de Alemania recibida en el buzón del departamento que habita en Berlín, la antes dividida capital de un país igualmente escindido en cuya parte Este transcurrió su infancia y adolescencia. La novela, calificada por algunos críticos como la mejor escrita o la más divertida acerca de la ex RDA, acaba de ser publicada por LOM en Chile (antes lo fue en Argentina por Beatriz Viterbo Editora).

La historia es así: W recibe una invitación para participar de un simposio sobre poetas censurados en la República Democrática Alemana. W. nació en la RDA , pero –según recuerda - nunca fue poeta. En su intento por aclarar el malentendido descubre que para la Stasi (la policía política del régimen oriental) sí lo era, a causa de los poemas improvisados que envió a su novia de Alemania Occidental, y de un amigo que había intentado fugarse del país. En el dossier de la Statsi figuran informes del espionaje al que fue sometido y también las  increíbles interpretaciones sobre sus escritos. Así W, comienza a reconstruir una desconocida y delirante historia que sobrepasa el límite de lo personal para adentrarse en una revisión del pasado y del presente “sin la menor huella de nostalgia”, según ha señalado el autor.

 

Sobre el autor:

 

Rayk Wieland (1965), nació en Leipzig estudió electricidad y luego filosofía. Fue redactor de prensa y radio y se hizo conocido por sus notas humorísticas en la revista Titanic. En 2009 publicó su primera novela “Ich slager vor ,dass vir uns kissen”, ahora traducida al castellano bajo el título “Sugiero que nos besemos”, y en 2012 la segunda: “Kein feuer,das nicht brennt” (“No hay fuego que no queme”). Actualmente vive entre Hamburgo y Shangai y trabaja para la televisión alemana. Acerca de esta novela ha dicho que la mayoría de los hechos se inspiran en la realidad: incluso el policía de la Statsi que interroga al protagonista; solamente los personajes femeninos son inventados, aunque con gusto habría invitado a salir a una de ellas.

 

Ficha técnica

Autor: Rayk Wieland

N° de Páginas: 186

Formato: 14 x 21,5 cm.

ISBN: 978-956-00-0477-2

$8.000 (US$16,00)